En las comunas 11 y 15 ­
Villa Mitre -­ Santa Rita -­ Villa del Parque - Paternal

  •   Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Lun 28 de Septiembre de 2020

Con la llegada del sol arrancaron los bares

Después de varios días con lluvias, viento y bajas temperaturas, por fin salió el sol y las mesas de la vereda se poblaron. Tímidamente, con solitarios ocupantes, pero abriendo una luz de esperanza

Desde que el gobierno habilitó a los bares que tienen autorización para poner mesas en la vereda a reabrir con protocolos estrictos, llovió o estuvo frío o hubo viento. O todo a la vez. La mañana de hoy fue promisoria para las expectativas de los propietarios y trabajadores de los bares, porque en tanto asomó el buen tiempo florecieron los nostálgicos de los cafés. Faltó el diario, provisto habitualmente como parte del servicio, del capuchino o del café con leche con dos medialunas. Incluso algunos bares del barrio tenían hasta marzo una suerte de revistero donde se podían elegir algunos de los diarios del día, periódicos barriales y alguna revista farandulera. Era un plus que por el momento es recuerdo. Nada de papel, hasta la carta viene en QR.
Como consuelo se pudo ver que funciona el teléfono para lecturas diversas. Pero no es lo mismo.
Hasta ahora no se apiñan vecinos y vecinas disputando una mesa “pero esto recién empieza”, dice Roberto, mozo de uno de los bares de la Avda. Nazca en las cercanías con Jonte. Está esperanzado en que la llegada de habitués crezca y con ellos la propina que le de color a un salario que ronda el básico.
Reflexiona sobre aglomeraciones y señala las colas que se forman frente a dos bancos pegados uno al lado del otro sobre Nazca, casi Camarones: “Esos si que están cerca y encima ahí no está el carril peatonal robado a la avenida”.
Complejo momento para los habitantes de la ciudad que ven crecer los contagios de Covid y reducirse la capacidad en terapias. Mientras, algunos optan por reflexionar sobre una taza de café con ese color y aroma inigualable, por ahora, en soledad.
HyC

 

Our website is protected by DMC Firewall!