En las comunas 11 y 15 ­
Villa Mitre -­ Santa Rita -­ Villa del Parque - Paternal

  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Dom 19 de Mayo de 2019

El gobierno porteño deberá abrir las inscripciones en el lactario del Ramos Mejía.

Así lo decidió la justicia de la ciudad en un fallo que se dio a conocer el pasado viernes 1 de marzo. Luego de una inspección ocular a las salas donde funciona el lactario, el juez López Alfonsín entendió que está en condiciones de funcionar y privilegió los derechos de niñas y niños. El juez ratificó también la obligación de la ciudad de garantizar la educación en todos los niveles.

La lucha de la comunidad educativa del lactario del Hospital Ramos Mejía comenzó en octubre del año pasado, en el mismo momento que se conoció la decisión del ministerio de Educación e Innovación, de no inscribir para el primer nivel. Y en principio culminó el pasado viernes, con el fallo del JuezMarcelo López Alfonsín, titular del Juzgado en lo Contencioso Administrativo N°18, quien, luego de una audiencia entre las partes y de una inspección ocular al jardín, exigió abrir inmediatamente las inscripciones al ciclo lectivo 2019 para niñas y niños de 45 días a un año de edad. En su fallo, López Alfonsín puso énfasis en los derechos de los niños a la lactancia materna, así como el derecho de las madres trabajadoras de poder reincorporarse a sus quehaceres laborales sin impedir la lactancia y garantizando la presencia cercana de sus hijos.

Asimismo, el juez resaltó la vigencia del artículo 24 de la Constitución de la Cuidad de Buenos Aires, que garantiza la educación pública y gratuita en todos los niveles a partir de los 45 días de vida. Este aspecto del fallo ha sido resaltado particularmente por quienes exigen vacantes para los chicos y chicas de menos de tres años de edad.

En octubre, la decisión de no inscribir en el lactario anexo al Hospital Ramos Mejía, ubicado en Venezuela 3158, tomó por sorpresa a la comunidad que consideró la medida inconsulta y arbitraria y que dejaría 170 niñas y niños sin vacantes, perjudicaría a sus madres que mayoritariamente son trabajadoras del hospital y dejaría al cuerpo docente sin trabajo.

En un comunicado, la comunidad organizada en este reclamo agradeció a la abogada María Cecilia Fernández, quien llevó adelante, junto a su equipo, Grupo de Litigio Estratégico, el amparo judicial.

HyC Imagen – Comunidad educativa de lactario del Ramos Mejía.

DMC Firewall is a Joomla Security extension!